Uso de bombilla de bajo consumo

Uso de bombilla de bajo consumo

El uso de bombillas de bajo consumo ahorra  hasta un 80% de electricidad sobre las clásica bombillas incandescentes. La diferencia fundamental es que las bombillas de bajo consumo son lámparas “frías”, es decir, transforman casi toda la energía que reciben en luz, no así las incandescentes que la mitad de energía que reciben pasa a calor.

Las bombillas de bajo consumo duran 10 veces más y cuestan 7 veces más que las tradicionales, lo que equivale a unos 60 € de ahorro durante toda la vida útil y unas 10.000 horas más (3horas/día por año).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *